Guía para optimizar el posicionamiento y SEO de tus imagenes

optimización de imágenes

Hoy día nadie duda ya de la importancia de la optimización de imágenes a nivel de posicionamiento en Google. Precisamente éstas son un factor de ránking en los principales buscadores tal cual admite Searchmetrics en sus informes anuales cuando elabora un estudio con todos aquellos elementos de que de un modo u otro intervienen en que una web esté mejor posicionada.

¿Para qué la optimización de imágenes y fotografías?

Debemos tener en cuenta además que no se trata solamente de posicionar las imagenes o fotografías por sí mismas, sino que éstas nos pueden ayudar a mejorar indirectamente otros factores que también inciden en cómo Google nos ve. El tiempo de permanencia o la velocidad de la web son, sin duda, dos de esos principales factores indirectos de posicionamiento web.

El tiempo de permanencia en la página se ve incrementado en función de las fotografías que incorporemos a los textos. Sin duda unas buenas imagenes no solo ayudan a entender mejor el texto, sino que lo hacen más atractivos. Hay estudios que demuestran que con una simple imagen se capta la atención mucho más rápidamente que con cualquier otra acción de contenido. De ahí que cada vez se opte más por elementos que tengan que ver con el aspecto visual, como las infografías. De la misma forma, buenas imagenes ayudarán a mejorar la tasa de rebote y evitar la fuga de visitantes por el hecho de encontrarse con páginas sin atractivo alguno.

La optimización de imágenes ayudarán también en la velocidad de la web; el tamaño de las mismas o el formato elegido pueden afectar a la carga de la web, por lo que deberemos ser cuidadosos a la hora de elegir cómo subirlas.

En resumen, todo forma parte de esa estrategia de contenido de la que, machaconamente, os he venido hablando en artículos anteriores. De nada sirve tener una gran web o estructura si luego el interior no llama la atención y es de calidad. Y la gestión de las imagenes forma parte de ese contenido cuidado que debemos siempre ofrecer a nuestros lectores.

Entendida entonces la importancia de las fotografías e imágenes en nuestra web, vamos a estudiar conceptos claves para optimizar el posicionamiento y SEO de éstas.

¿Qué imágenes y fotografías usar?

Mucho cuidado con el copyright de las fotografías. Acude siempre a fuentes fiables y bancos de imagenes gratis. Hay bastantes lugares a los que puedes acudir y donde encontrarás un buen surtido para ilustrar tus posts. Pixabay o Dreamstime son dos de mis favoritas, pero existen muchas más, como Getrefe, Unsplash o Picjumbo.

En cuanto al formato, suelo usar el .jpg, aunque quizás más por comodidad que por otra cosa; son fáciles de editar y optimizar. No obstante el formato .png es también muy adecuado para no tener tanto peso en el servidor.

Recuerda también que lo ideal es combinar no solo imágenes, sino también infografías y dependiendo de la temática del artículo, gif o videos.

Claves para optimizar las imagenes

1.- El nombre de la imagen

1.1.- Cómo debe ser el nombre

Es el factor más importante de cara a Google y por tanto la optimización de imágenes debe empezar por aquí. Es el que le ayudará a identificar el contenido y por tanto debe estar acorde con el artículo sobre el que estás escribiendo. Tan incorrecto puede ser subir una foto sin nombre que hacerlo con un nombre sin significado o de algo que nada tiene que ver con el tema del artículo.

Es decir, si vas a escribir un artículo sobre “turismo por Barcelona” sube una foto que esté relacionada, por ejemplo, la iglesia de la Sagrada Familia, y ponle de nombre “la Sagrada Familia de Barcelona”. De ese modo Google sabrá de qué va la foto y el artículo. No obstante, te recomiendo que estudies previamente bajo qué keywords quieres posicionar el artículo y que uses esas mismas kw en el nombre de las fotos.

Por último, te aconsejo que si vas a poner varias palabras en el nombre las separes con guión (“-“)

1.2.- Cómo ponerle el nombre

Si usas WordPress reconocerás esta imagen que pongo a continuación. Está tomada de la opción de “Medios” >> “biblioteca” aunque también puedes acceder a ella desde cualquier el escritorio de edición de cualquier artículo y dándole a “Añadir objeto”, donde se os abrirá la mencionada biblioteca de medios.

optimización de imágenes

Como véis, para la imagen superior, la fotografía es de la ciudad belga de Brujas, por lo que el título elegido está relacionado con el tema propuesto, o sea “Brujas de noche”. Así Google sabe que estamos hablando de esta ciudad flamenca. Lo incorrecto sería que la foto se hubiera subido con un nombre sin sentido, como por ejemplo, “12345.jpg”.

Lo ideal para no tenerla que editar con posterioridad es ponerle el nombre que creamos necesario antes de subirla. De ese modo estaremos ahorrando un tiempo de trabajo importante. De cualquier modo recuerda que le nombre del archivo o foto que subas no tiene por qué coincidir con el título de la misma, dado que el título puedes ponérselo con posterioridad.

1.3.- ¿Qué formato de imagen es mejor?

Los mejores son el formato .png y el .jpg  Intentad huir del formato gif porque suelen pesar mucho y retardar la carga de la página.

2.- La etiqueta “alt”

El texto alternativo o “alt” puede ser tan importante como el mismo nombre. Las reglas de optimización aconsejan seguir los mismos pasos que para el nombre: utilizar un texto que gire en torno a las palabras claves elegidas. Su uso será muy similar al del nombre porque en el fondo también ayudará a que Google comprenda mejor de qué estamos hablando. Además el texto que pongáis será el que aparezca al pasar el cursor por encima de la imagen, por lo que os aconsejo que, en este caso, expliquéis un poco más para que se entienda mejor, como en el ejemplo propuesto antes, donde tiene como alt el siguietne texto: “Brujas iluminada en la noche”

3.- La descripción

No es estrictamente necesaria, pero nunca te va a sobrar, siempre que no sobreoptimices. Puedes explayarte aún más y describir la fotografía para que así se entienda aún mejor. No obstante, es un factor que hoy día Google parece no tenerlo en cuenta.

4.- El tamaño y calidad de las imagenes

4.1.- ¿Qué calidad es la mejor?

Tus lectores apreciarán la calidad de las fotos que pongas. ¿Has probado a navegar por una web en la que las fotos estén pixeladas o no se vean bien? la impresión que deja en el lector es penosa y provocará rechazo lo que a la larga se traducirá en la pérdida del lector. Cuida estos datos: procura no pixelarlas, ni intentando agrandar una foto (por ejemplo, si la foto es de 250×250 no intentes ponerlas en 500×500 porque el resultado será muy malo), ni al intentar comprimirla (que quieras reducir tanto su peso para que cargue muy rápido que hagas que la foto pierda calidad).

4.2.- ¿Cómo comprimir las imágenes?

El peso de la foto es importantísimo. Eso hará que la web cargue más o menos rápido. Os aconsejo que ninguna foto pese más de 100 kb. y aún así, éste es un tamaño para mi gusto excesivo. Para comprimirlas hay diferentes programas y plugins que os ayudarán en vuestro trabajo.

Personalmente utilizo el “riot” un software que, sobre todo, es muy sencillo de manejar y que reduce las imagenes en el porcentaje que tú decidas (recuerda siempre que, sea el programa que sea, reducir peso a la foto significa que pierda algo de calidad, pero que el truco está en la forma en que lo hagan de modo que la reducción de tamaño compense sobradamente la pequeña pérdida de calidad sin que se note para el lector). No obstante, hay programas que también funcionan francamente bien, como el compress.io o el JPEGOptimizer.

Por último, hay plugins que también se encargan de hacerlo automáticamente y que os ayudará en la optimización de imágenes. Tal es el caso de Wp Smash, para wordpress.

5.- Datos Exif

No es un factor influyente directamente en el posicionamiento pero sí que podría considerarse iportante por cuanto otorgaría cierta “profesionalidad” (y por tanto, confianza) al tratamiento de la fotografía. Los datos Exif (“Exchangeables image file format”) son un conjunto de metadatos que acompañan a la imagen y que señalan las características de la misma, como por ejemplo, el autor de la misma, la fecha, el copyright o como fue tomada la misma. Tened en  cuenta que estos datos exif también tienen cierto peso, y que hay compresores que los quitan por lo que vosotros deberéis valorar si os interesa conservarlos o no.

6.- Uso de sitemaps

Vamos con el último paso para conseguir una buena optimización de imágenes: el uso de sitemaps propios.

Lo más normal es que usemos un sitemap para todo el contenido. Al menos así es como suele hacerse en cualquier blog de tipo normal. Sin embargo para webs más profesionales es recomendable utilizar sitemaps que diferencien elementos de la web. Por eso, lo ideal sería que las imagenes tuvieran su propio sitemap. El SEO by YOast permite configurarlo así pero también hay plugins específicos que permiten crear este tipo de sitemaps, como el de Udinra.

Tags:





Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top